La empresa ha desarrollado un concepto integral para la fábrica de Audi en Münchsmünster. Este concepto se centra en la creación de hábitats para diferentes especies de animales y vegetales. Audi ha diseñado 17 hectáreas. De las 31 con las que cuenta la factoría para que sean lo más naturales posibles.

En Münchsmünster actualmente crecen 112 plantas de distintas especies. A modo de comparación, solo unas diez especies diferentes prosperan en las praderas industriales convencionales. El diseño se está optimizando actualmente y cuenta con el apoyo de biólogos.

Los empleados organizan campañas de plantación o apadrinan árboles

Los empleados de Audi que trabajan en el proyecto coincidieron desde el primer momento con la elaboración del mismo. Durante las campañas de plantación pudieron plantar árboles frutales típicos de la región, asumir el patrocinio de un árbol o instalar nidos para insectos.

También se están implementando y ampliando otros proyectos para proteger la biodiversidad en otros emplazamientos. Por ejemplo, en el futuro parque tecnológico de Audi en el noroeste de Ingolstadt, se recuperarán 15 hectáreas de una antigua refinería y se diseñarán con criterios de biodiversidad. En Audi Neckarsulm se han plantado mezclas de semillas con más de 35 especies de flores en antiguos pastos, para crear hábitats y fuentes de alimento para los insectos. En el año 2009 Audi ya creó la Fundación Medioambiental Audi para proteger las bases naturales de la vida de las personas, los animales y las plantas.

¿Te ha gustado? ¡Comparte!